Higiene y baños de los canarios, limpieza jaulas y accesorios

Foto: Paradais Sphynx

La higiene de los canarios, al igual que la de otros pájaros, es sumamente importante, si queremos que el ave se mantenga en optimas condiciones de vida, no olvidemos que siempre revestirá positivamente en su salud. Cuando hablamos de limpieza, nos referimos a la desinfección de la jaula, sus accesorios, el lugar donde esté ubicada, así como, el aseo corporal del canario.

Es significativo contar con un trasportín, de gran utilidad para alojar provisionalmente al pájaro hasta concluir con la limpieza, otra opción, es tener dos jaulas, que podemos alternar cómodamente, sin necesidad de manipular en exceso al animal.

Lo ideal es lavar una vez por semana, tanto la jaula, como sus accesorios. En lo que se refiere a la zona o habitación donde esté ubicado, es conveniente su desinfección, al menos, tres veces por semana.

Lavado y desinfección de jaulas para canarios

Como ya manifestamos en otra ocasión, es significativo que el pájaro esté alojado en una jaula tipo aluminio o de metal, precisamente, estos materiales facilitarán la acción del lavado sin que sufran deterioros, a diferencia de las fabricadas en madera. Para el lavado de jaulas utilizaremos agua caliente, de esa manera será más cómodo despojarse de la mugre aglutinada en algunos áreas de la canariera, como su base o la propia parrilla, si la suciedad es muy resistente, introduciremos en una bañera, la totalidad de la jaula, es necesario dejar transcurrir un lapso de tiempo para que la costra se ablande, así será más factible su ulterior lavado.

En cuanto a su desinfección, utilizaremos algún producto químico de entre la gran variedad existente en el mercado, siempre extremando precauciones, evitando que el canario tome contacto con ellos, en la medida de que estos preparados pueden tener algún componente tóxico y ser perjudicial para el animal.

Antes de la incorporación del canario a la jaula, nos aseguraremos de que esté lo suficientemente seca y con todos sus accesorios perfectamente colocados.

Desinfección y limpieza de sus accesorios

Lavaremos a conciencia bebederos, comedores y demás accesorios utilizados en la vida diaria de los canarios, al igual que la jaula, podemos introducirlos, durante un periodo de tiempo, en agua caliente; añadiendo algún detergente, facilitará la eliminación de restos de suciedad. Una vez que estén lo suficientemente limpios, debemos ocuparnos de su secado y su ulterior ubicación en la jaula.

Limpieza ambiental

Es necesario que regularmente realicemos un fregado en la zona donde esté ubicada la jaula de nuestro canario, ventilaremos para conseguir la renovación del aire y a su vez el barrido de los contaminantes, no cabe duda que se mejorará las condiciones de habitabilidad del animal.

Aseo y baño del canario

Semanalmente podemos introducir en su jaula, alguna bañera, con la finalidad de que pueda practicar cómodas abluciones, a parte de ser una buena opción para su aseo, le mantendrá entretenido y evitará el estrés, muy perjudicial en las aves. En época calurosa, es recomendable incrementar la frecuencia del baño en el pájaro.

Algunos canarios tienen tendencia a un crecimiento excesivo de las uñas, es necesario un corte regular, simplemente seccionaremos el extremo final evitando sajar la zona carnosa, ya que le produciría dolor y hemorragia; para el corte, utilizaremos un cortaúñas o unas tijeras de uso en bebés, además, se manipulará al canario en un área cerrada, de esa manera se evitará su fuga.

También vigilaremos que la parte superior de su pico no esté extremadamente larga, pues le limitaría comer las semillas del comedero, en estos casos, podemos introducir en la jaula algún bloque mineral sólido, si tiene tendencia a picar, le ayudará a su afilado, de lo contrarío, debemos seccionarlo con la ayuda de un cortaúñas, se trata de una acción complicada y peligrosa, solo practicable en casos necesarios, además, es relevante pedir consejo a un veterinario, que siempre nos ayudará en estas tareas un tanto arriesgadas.