Loro yaco de cola roja o loro gris, Psittacus erithacus

Loro yaco de cola roja, Psittacus erithacus
© Paradais Sphynx

Características

Entre las características más llamativa del loro yaco, Psittacus erithacus, destacan su tonalidad gris que abarca numerosos matices, incluso parte de su plumaje gris está ribeteado con líneas de color blanco, se ha sugerido que la distribución puede influir en la determinación del sexo. Su cola es de coloración roja. La longitud del loro yaco oscila en unos 33 cm y alcanza un peso medio de 400 g. El pico es fuerte de tonalidad oscura y curvado, la cara más clara que el resto del cuerpo. Presentan pies zigodáctilos desarrollados y fuertes garras.

Se reconocen dos subespecies de loro yaco:  Psittacus erithacus erithacus y Psittacus erithacus timneh.

Cuidados del loro yaco

El loro yaco de cola roja es un ave que requiere especiales cuidados, mucho mimo y cariño si se tiene en cuenta que su comportamiento en la naturaleza es grupal, por consiguiente precisan, para una buena socialización, interactuar con el mismo, sacarlo de la jaula, buena manipulación y una educación a edad temprana. Es positivo conocer sus hábitos en estado salvaje, ayuda a descubrir sus preferencias y sin duda previene problemas comportamentales relacionados con el estrés, soledad, agresividad, etc.

Alimentación

La base de su alimentación es el pienso balanceado para este tipo de ave fácilmente adquirible en tiendas de animales, igualmente la comida ha de complementarse con frutos secos (no en exceso por su alto contenido en grasa), vegetales y fruta fresca. No es recomendable alimentarlos de productos tipo chocolate, frituras, aguacates, ajos, cebolla o bebidas refrescantes, etc. El agua fresca y renovada diariamente no debe faltar en ningún momento.

Alojamiento, la jaula

El mejor alojamiento para el loro yaco de cola roja es una jaula espaciosa especialmente diseñado para loros, a la que debe incorporarse los accesorios necesarios como es el caso de los comederos, bebedero, percha y objetos que puedan distraerle. La jaula debe integrar una bandeja y rejilla extraíble, de esa manera no estará en contacto con los excrementos, al mismo tiempo que es esencial para la retirada de desechos regularmente. La higiene de la jaula ha de realizarse frecuentemente, con lavado de sus accesorios y perchas, así como la bandeja y correspondiente rejilla. A la bandeja se puede incorporar sustrato especial para aves, que neutralizan el mal olor, incluso vienen con propiedades anticoccidios o antibacterianos, sin duda un sanitario que va adquiriendo importancia en los últimos años en aras a una mejor higiene de las aves psitácidas.

El ambiente en el que se encuentre el loro yaco o loro gris no debe ser demasiado seco, de lo contrario puede sufrir deshidratación, se puede solucionar a través de pulverizaciones en la jaula unas cuentas veces al día o mediante algún humidificador que mantiene constante la humedad.

Cabe concluir que la jaula del loro yaco debe ubicarse en un lugar seguro, a la altura de su cuidador, y lejos de otras mascotas que pudiesen asustar al ave. No es recomendable áreas con demasiado ruidos e incluso zonas con poco acceso de su propietario, ya que la soledad puede provocarle problemas en su comportamiento. Precisan de luz natural para preservar un buen estado de salud.

Salud del loro gris

Ante todo es especialmente relevante prevenir enfermedades en el loro yaco de cola roja a través de revisiones veterinarias, mínimo una vez al año, y en cualquier momento si el propietario advierte cualquier signo que revele algún problema en el animal. No es positivo medicarlo sin la supervisión del veterinario, en la medida que es el profesional especializado para evaluar su salud y determinar un diagnóstico certero en caso de presentar alguna patología.

Entre las enfermedades que puede sufrir Psittacus erithacus destaca la hipocalcemia o déficit de calcio, problemas de diarreas por mala alimentación, picaje, parasitosis.

CITES

Actualmente el loro gris o yaco de cola roja, Psittacus erithacus, está incluido en el Convenio CITES, por lo que es necesario tener presente que la adopción de este ave requiere su correspondiente documentación, de lo contrario su tenencia es ilícita, dado que no se puede probar la legalidad de su adquisición. Si es importado de su lugar de origen se debe contar con el permiso CITES, si es criado en cautividad, un documento que pruebe su procedencia, como puede ser una factura o cualquier medio que acredite los datos de cesión del anterior propietario.

Comportamiento del loro gris

Son animales altamente gregarios, se concentran en dormideros conformado por un grupo amplio, durante el día salen en busca de alimento, aunque lo hacen en pequeños grupos. Suelen mantener un comportamiento tímido y esquivo con los humanos en su medio salvaje. Los loros yacos se comunican principalmente a través de vocalizaciones. Existen ciertos niveles de dominancia en el grupo, aunque los ejemplares jóvenes son subalternos frente a los de más avanzada edad.

En cautiverio se puede mantener al loro gris por algunas horas fuera de su jaula, siempre con precaución y vigilancia, ya que son muy curiosos y activos, por lo que pueden ingerir objetos no deseables, tóxicos o tener algún tipo de accidente doméstico, por ejemplo, electrocuciones, quemaduras, incluso en el peor de los casos huir si tiene ocasión a través de alguna ventana abierta al exterior de la vivienda. Son muy hábiles imitando sonidos especialmente la voz humana.

Reproducción del loro yaco de cola roja

En cautividad es necesario disponer de espacio suficiente para la reproducción del loro yaco, además el dimorfismo sexual no es acentuado por lo que es importante asegurarse el sexaje a través de procedimiento endoscópico o mediante ADN. Un inconveniente es la compatibilidad de ejemplares, no todas las parejas son compatibles y es difícil mantenerlas juntas. Superando los obstáculos anteriores la cría ofrecerá mejores expectativas.

La jaula de reproducción debe ser tipo voladera con dimensiones mínimas de 1 m (largo, alto y ancho), el nido puede ser una caja de manera lo suficientemente espaciosa para este tipo de ave, a la que hay que incorporar un lecho (viruta) que sirva de refugio tanto para los huevos como los pollos. Si todo va bien, tras la fecundación de la hembra comenzará la puesta de huevos, la media oscila entre tres o cuatro, el periodo de incubación dura aproximadamente 28 días, a partir de los tres meses ya están cubiertos de plumas y pueden comenzar a alimentarse solos. Hay quien prefiere utilizar incubadora y criar a los pequeños loros yacos de forma artificial, mediante papillas, de esa manera se aseguran que los progenitores no abandonen la nidada  y el éxito de la reproducción sea mayor.

En estado salvaje Psittacus erithacus anida en cavidades arbóreas bien de forma aislada o en pequeñas comunidades con otras parejas de loros yacos. El periodo de reproducción es variable en función del área geográfica en que se ubique el loro gris o yaco de cola roja. Se reproducen una e incluso dos veces al año y son sexualmente adultos a partir de los tres años de vida. Se han descrito como aves monógamas en la que ambos reproductores se involucran en el cuidado de la prole.

Distribución, hábitat y conservación

Psittacus erithacus, loro yaco, procede de África, concretamente puede ser avistado en Angola, Costa de Marfil, Gabón, Ghana, Guinea Ecuatorial, Kenia, Nigeria, República Centroafricana, República de Burundi, República del Congo, República Democrática de Santo Tomé y Príncipe, Ruanda, Tanzania, República de Uganda. El rango de distribución es variable en función de la subespecie en cuestión.

Abarca numerosos hábitats, desde zonas boscosas, manglares, sabanas hasta áreas de cultivo, en rangos altitudinales que puede superar los 2.000 m.

Actualmente se encuentra catalogado en la IUCN con el estatus de vulnerable, en los últimos años la población del loro yaco ha mermado muy significativamente, principalmente por la destrucción de su hábitat ante la pérdida de bosques habitables y la recolección para el mercado de animales domésticos.

Son aves muy longevas, de hecho se ha informado que el loro yaco, Psittacus erithacus, puede vivir de media unos 50 años en cautividad, en estado salvaje es notablemente inferior, si se tiene en cuenta el desgaste que sufren en la naturaleza y el nivel de depredación.

Nombres comunes

Loro gris, loro gris de cola roja, yaco de cola roja, loro yaco, en inglés Grey Parrot.

Clasificación. Taxonomía de Psittacus erithacus

Reino: Animalia, animales
Subreino: Eumetazoa, eumetazoos, animales con tejidos.
Filo: Chordata, cordados.
Subfilo: Vertebrata, vertebrados.
Clase: Aves.
Orden: Psittaciformes.
Familia: Psittacidae, psitácidas.
Género: Psittacus
Especie: Psittacus erithacus. Linnaeus, 1758

Loro yaco de cola roja, Psittacus erithacus, cuidados
Tu opinión importa: Valora el artículo