Aves zancudas, características, biología y ejemplos

Cuadro representativo de las aves zancudas
Paradais Sphynx/CC BY 2.0

Las aves zancudas o aves de patas largas son una agrupación artificial de aves donde se agrupan individuos que pertenecen a varias familias, y que comparten entre sí la presencia de patas largas debido a convergencias evolutivas.

Todas las aves zancudas tienen en común el tipo de hábitat que ocupan. La mayoría de las especies incluidas en este grupo artificial son consideradas aves acuáticas o semiacuáticas, lo que quiere decir que siempre están asociadas a cuerpos de agua grandes o pequeños o a zonas cercanas a estos.

Las aves zancudas se reparten en varios órdenes, entre los que se encuentran Pelecaniformes (Garzas espátula y Garzas reales), Ciconiformes (cigüeñas y garzones), Gruiformes (Grullas), los flamencos (Phoenicopteriformes) y aves más pequeñas del orden Charadriiformes.

Mayoritariamente son animales gregarios, es decir, pueden congregarse en un gran número de individuos o establecer bandadas mixtas junto con otras aves zancudas y no zancudas que también son acuáticas. Muchas especies realizan grandes migraciones durante el invierno para ir a las zonas de reproducción.

Estas aves son particularmente sensibles a la destrucción de la vegetación o los árboles en los cuales nidifican. A pesar de esto, varias especies incluidas en este grupo tienen una distribución mundial.

Características de las aves zancudas

Todas se caracterizan por la presencia de largas patas que facilitan su movimiento a través del agua en los ecosistemas que ocupan. Las patas presentan una gran longitud debido al alargamiento del tarso, además, los tarsos no presentan plumas sino más bien tienen una piel escamosa, muy gruesa y resistente. Una de las hipótesis que se manejan acerca de la longitud de sus patas, es la facilidad de movimiento a través de áreas lodosas y anegadas de agua, además, evitan el contacto de las plumas del cuerpo con el agua para prevenir daños en las mismas, ya que estas plumas no se encuentran tan protegidas por aceites como las de otras aves acuáticas, por ejemplo los patos y zambullidores.

Los dedos de los pies también son largos y delgados, lo que favorece mantener el equilibrio en estos ecosistemas. Una característica que también es común es la presencia de un cuello alargado, como una adaptación a la búsqueda y captura de presas bajo el agua.

También, la mayoría de estas aves presentan picos alargados bien sea delgados como el de las garzas, espatulados propio de las garzas paleta, tipo curvo y afinado como el de los ibis o masivos como el presente en el garzón soldado americano (Jabiru mycteria). Cuando vuelan es fácil distinguir entre grupos de aves zancudas, pues los flamencos, las cigüeñas e ibis vuelan con el cuello extendido mientras que las garzas y la mayoría de las aves zancudas pequeñas vuelan con el cuello recogido sobre el dorso.

La presencia de un cuello largo y flexible también es común. Muchas de estas aves pueden buscar alimentos a distintos niveles de profundidad usando su cuello, por ejemplo los flamencos. Por otro lado, aves como las garzas, que además poseen un agudo sentido de la vista, pueden localizar sus presas desde la superficie, y debido a la presencia de músculos poderosos en el cuello pueden abalanzarse en un movimiento muy rápido sobre algún pez o anfibio que localicen bajo el agua.

Distribución

Tienen una amplia distribución en todo el mundo, excepto en la Antártida. Algunas familias como Ciconiidae (Orden Ciconiiformes) donde se incluyen aves que se conocen comúnmente por el nombre de cigüeñas, habitan todas las zonas templadas y tropicales del mundo, siendo especialmente diversas en Europa y África y con unas pocas especies en América.

Otras familias menos especiosas como la de los flamencos pueden registrarse en Centro y Suramérica, en el continente Africano y en menor riqueza en algunas regiones de Europa. En general, las pertenecientes al orden Charadriiformes se encuentran distribuidas por todo el mundo, siendo uno de los grupos más ricos en especies y en abundancia dentro de las aves zancudas. Dentro del orden Pelecaniformes, las garzas de la familia Threskiornithidae y Ardeidae dispersas por todo el mundo, son unos de los grupos de aves continentales más abundantes, siendo superadas solo por las aves Passeriformes.

Hábitos de las aves zancudas

La mayoría son de actividad diurna, solo unas pocas especies tienen una actividad concentrada durante el crepúsculo y las primeras horas de la noche, por ejemplo Nycticorax nycticorax (familia Ardeidae), esta especie tiene este patrón de actividad para evitar la competencia por recursos con otras aves zancudas dominantes.

En general, la mayoría de las especies se desplazan en las cercanías de cuerpos de agua, en la orillas, en zonas anegadas, pantanos y áreas costeras en la búsqueda de alimento. Durante la noche, estas aves se dirigen a sus nidos o hacia árboles para pasar la noche; es común observar en algunos ambientes, como los bosques de galería, multitud de estas aves descansando por las noches. Las especies de mayor tamaño construyen nidos solitarios ocupados por solo una pareja, generalmente en los árboles de mayor tamaño que tengan disponibles.

Es importante señalar que existe una mayor riqueza de aves zancudas asociadas a agua dulce que aquellas que se encuentran asociadas al agua salada.

Alimentación de las aves zancudas

Poseen una dieta muy variada que hace referencia a la gran cantidad de especies incluidas en varias familias que se caracterizan cada una por ciertas adaptaciones.

En general, gran parte de las aves zancudas se consideran carnívoras. Esto último debido a que pueden consumir una gran variedad de peces, anfibios, pequeños reptiles e incluso pequeños mamíferos. Además, también pueden consumir una gran variedad de invertebrados acuáticos entre los que se incluyen típicamente crustáceos de varios grupos, otros artrópodos tipo insectos y una gran diversidad de moluscos.

Algunas presentan una dieta muy especializada como es el caso de los flamencos, estos generalmente están asociados a cuerpos de agua salada o lagunas costeras, en los que se alimentan de pequeños crustáceos y fitoplancton gracias a filtros y laminillas especiales que se encuentran en su pico modificado, para retener los nutrientes del fondo lodoso de las orillas donde se alimentan.

Aunque la regla general es que posean picos largos, rectos y delgados, existen especies como los ibis que tienen un pico curvo y delgado especializado en la captura de moluscos. Otras especies como los garzones o jabirúes tienen picos muy grandes que facilitan la captura de peces de gran tamaño y otros vertebrados pequeños.

Características reproductivas

Muchas especies de aves zancudas también comparten algunos comportamientos reproductivos. Varias especies establecen parejas monógamas, por lo que durante la época reproductiva regresan casi siempre a los mismo árboles en los cuales nidificaron en años anteriores para criar un número variable de polluelos, que dependerá en gran medida de la especie que se esté considerando.

En promedio, las especies de aves zancudas de mayor tamaño tienden a colocar de dos a cuatro huevos que eclosionan cerca de un mes después de la puesta. Las pequeñas pueden colocar un mayor número de huevos, entre 7 y 8 aproximadamente. El número de huevos depende en gran medida de la disponibilidad de recursos, en años particularmente buenos colocan un o dos huevos adicionales.

Ejemplos de aves zancudas

Algunos ejemplos de aves zancudas más representativos se exponen a continuación.

Flamenco caribeño (Phoenicopterus ruber)

Estas aves son extraordinarias dentro de las aves zancudas, ya que poseen uno de los picos más especializados dentro del grupo. En general, consiste en un pico curvo relleno de laminillas que facilitan la captura de pequeños microorganismos acuáticos en cuerpos de agua salada poco profundos. Estos flamencos habitan en zonas costeras en el mar Caribe. Su coloración está determinada por el tipo de alimento que consumen y su cantidad, en general, adquieren una coloración desde rosado a rojo intenso, ya que los carotenoides presentes en los crustáceos que consumen son reabsorbidos y depositados en el plumaje.

Garzón soldado (Jabiru mycteria)

Esta Especie es una de las aves más grandes del mundo, siendo considerada el ave voladora con mayor altura de Centroamérica y Sudamérica, con una envergadura de las alas que solo es mayor en el cóndor Andino. Esta maravillosa ave se integra en el grupo de las cigüeñas, poseen un plumaje blanco en todo el cuerpo y la cabeza es característicamente negra. El cuello presenta un par de bolsas gulares o sacos de aire de color rojo que pueden inflar a voluntad, y cuyas funciones son reproductivas. Su pico es enorme comparado con el de otras aves zancudas, este tamaño favorece la captura de peces de gran tamaño que quedan varados o se refugian en las orillas de los propios cuerpos de agua.

Grullas (familia Gruidae)

Las grullas son aves características de espacios abiertos que se encuentran en la cercanía de zonas con disponibilidad de agua. Son aves muy ruidosas con una dieta muy variada que incluye invertebrados, anfibios, así como pequeños peces, además, también pueden consumir frutos y vegetación. Las aves pertenecientes a este grupo se caracterizan por realizar grandes migraciones a través de distancias enormes, sin que existan muchos detalles de cuáles son sus rutas de migración. Las grullas son monógamas, por tanto forman parejas de por vida, y muestran complejos despliegues durante el cortejo en la época reproductiva.

Referencias

– FRIAS, R. T., PORTO, L. R. M., & GOMES, L. (2020). New record and occurrence review of Jabiru mycteria (Ciconiidae) in. Pan-American Journal of Aquatic Sciences, 15(1), 49-53.

– Kushlan, J. A., Morales, G., & Frohring, P. C. (1985). Foraging niche relations of wading birds in tropical wet savannas. Ornithological Monographs, 663-682.

– Higuchi, H., Shibaev, Y., Minton, J., Ozaki, K., Surmach, S., Fujita, G., … & Kanai, Y. (1998). Satellite tracking of the migration of the red-crowned crane Grus japonensis. Ecological Research, 13(3), 273-282.

– Hilty, S. L., Brown, W. L., & Brown, B. (1986). A guide to the birds of Colombia. Princeton University Press.

– Hilty, S. L. (2002). Birds of venezuela. Princeton University Press.

– Zweers, G., De Jong, F., Berkhoudt, H., & Berge, J. V. (1995). Filter feeding in flamingos (Phoenicopterus ruber). The Condor, 97(2), 297-324.